Close Menu
Masksforall

NO Mobile

Estás leyendo

Noticias | FEFAC ve lógico que las farmacias asuman la dispensación de los medicamentos hospitalarios a los que se ha aplicado el copago

Compartir

Puntualsenna

Sin embargo, FEFAC también apunta que si se implanta la medida, lo más lógico es que estos medicamentos sean dispensados en las oficinas de farmacia, por los siguientes los motivos:

Lecturas recomendadas

Las manos limpias salvan vidas

Según los expertos, hay que lavarse las manos con agua y jabón en lo que se denominan  como momentos críticos: tras …

La principal consecuencia de la enuresis es un problema de autoestima

La enuresis es la eliminación nocturna, involuntaria y funcionalmente normal de orina que ocurre a una edad en la que c…

El ahorro en farmacia supera los 55,1 millones de euros en abril de 2013

En total, en abril se han ahorrado 55,1 millones de euros, lo que representa un ahorro interanual de 1.678,8 millones de…

  • La dispensación a través de la red de farmacias de Cataluña de estos medicamentos mejoraría el acceso a los mismos. Actualmente, los pacientes deben ir a recogerlos al hospital, en muchas ocasiones alejado de su domicilio, mientras que retirar la medicación en su farmacia habitual facilitaría el acceso y la adherencia a los tratamientos, gracias a la accesibilidad y proximidad de las farmacias.
  • Al margen de aportar eficiencia a la recaudación del nuevo copago, el objetivo de la federación de farmacias con esta propuesta es mejorar la calidad de la atención a los pacientes, potenciar su rol como agentes de salud y el reconocimiento profesional, pues la ganancia económica que les comportan estos medicamentos está limitada por ley, a pesar de su elevado precio.
  • Mejora de la eficiencia en el proceso de dispensación, facturación y seguimiento de estos productos.
    En primer lugar, porque las farmacias ya disponen de la estructura y experiencia necesarias, pues cuentan con el sistema de receta electrónica que las conecta con centros de salud y Administración, mediante el que los médicos prescriben y validan y las farmacias dispensan y cobran de forma controlada y unificada a través de la misma red informática. Este sistema ya funciona para el resto de medicamentos (se dispensan 11 millones de recetas al mes), mientras que los hospitales deberían implantar mecanismos y recursos técnicos y humanos para realizar el cobro y seguimiento, lo que supondría duplicación de estructuras y la generación de gastos sin que ello aporte ningún valor extra.
    En segundo lugar, las farmacias comunitarias pueden ayudar a aliviar la carga de trabajo de los equipos de farmacia hospitalaria, como ya ha sucedido con la receta electrónica, que ha supuesto un 8% de reducción de visitas al médico desde su implantación (lo que representa más de 17 millones de visitas de atención primaria ahorradas en cuatro años). De esta manera, los equipos hospitalarios dispondrían de más tiempo para dedicar al seguimiento de los pacientes que requieren de una atención más especializada.
    El aumento de la actividad de los hospitales destinada a dispensar fármacos a pacientes no ingresados lo pone de manifiesto el hecho de que, en los últimos 10 años, el gasto de medicamentos hospitalarios de dispensación ambulatoria ha crecido un 130% (de 283 millones de euros en 2003 ha pasado a 649 millones en 2012, según datos del Servicio Catalán de la Salud).
  • Finalmente y no menos importante, la razón de existir de la farmacia hospitalaria es dar servicio a los pacientes ingresados, mientras que las oficinas de farmacia, con profesionales formados y expertos en el medicamento y capacitados para la realización del seguimiento farmacoterapéutico, tienen su razón de ser en la atención a los pacientes ambulatorios, es decir, extrahospitalarios. •

Comparte esta entrada:

Angileptol. Al diablo con el dolor de garganta.
Magnesioboi

Suscríbete a nuestro boletín

close

Apúntate a nuestro boletín

Recibe en tu correo los contenidos más relevantes sobre el sector: