Close Menu
Ferring

NO Mobile

Estás leyendo

Noticias | La campaña #SoyLactolerante conciencia sobre la intolerancia a la lactosa

Compartir

Puntualsenna

Más del 90% de las personas con intolerancia a la lactosa considera que no existe suficiente concienciación por parte de la sociedad sobre este problema de salud. Éste es uno de los primeros datos obtenidos de un estudio sobre las percepciones y hábitos de las personas con intolerancia a la lactosa, que está elaborando Nutira® junto a Adilac (Asociación de Intolerantes a la Lactosa España) en el marco de la campaña #SoyLactolerante.

Para luchar contra esta situación y dotar a las personas con intolerancia a la lactosa de herramientas que permitan hacer su vida diaria más fácil, Nutira®, la gama de complementos alimenticios a base de lactasa de Salvat, impulsa el movimiento #SoyLactolerante, en colaboración con Adilac, una campaña que busca apoyar, concienciar y normalizar la intolerancia a la lactosa.

Además de este estudio que se publicará en los próximos meses, se ha creado un decálogo con “Las 10 razones de un lactolerante”, que reúne los diez principios que comparten todas aquellas personas que se sientan identificadas con este movimiento.

Lactolerantes son todas aquellas personas que tienen intolerancia a la lactosa pero que no quieren renunciar a todo lo bueno que les pueden brindar los productos y platos a base de lácteos. El movimiento #SoyLactolerante invitará a diversas personas conocidas que sufren intolerancia a la lactosa a unirse a esta iniciativa como embajadoras para poder darle mayor visibilidad, como la actriz Marta Torné o la televisiva Nagore Robles. La campaña #SoyLactolerante se podrá seguir a través de las redes sociales de la marca (@nutira.salvat en Instagram y @Nutira.Salvat en Facebook).

Las cifras nos reflejan que en España la mayor parte de las personas intolerantes a la lactosa consideran que no existe suficiente concienciación sobre nuestra intolerancia en la sociedad y el sector médico. Una campaña como #SoyLactolerante nos ayudará a difundir y dar a conocer esta intolerancia, que aunque no se trata de un trastorno alimentario grave que ponga en riesgo la vida de las personas que lo sufren, sí condiciona seriamente su calidad de vida en varios aspectos como: la alimentación, ya que debe normalmente evitar comer alimentos con lactosa; el coste de la cesta de la compra, los alimentos sin lactosa acostumbran a tener un precio superior, y social, para muchas personas salir a comer fuera o las celebraciones les suponen una preocupación a la hora de sortear los platos que puedan tener lactosa y a la hora de tener que justificarse siempre ante los demás ” expresa Oriol Sans, presidente y fundador de Adilac.

Juanjo Martínez, Jefe de Asuntos Médicos de Salvat, explica cómo “acciones consideradas tan comunes como tomar un café con leche en un bar, comprar un helado un día de calor o comer en un restaurante sin hacer el “tercer grado” al camarero son toda una odisea para las personas con intolerancia a la lactosa. Para normalizarla y contribuir a facilitar el día a día de las personas que la padecen, hemos decidido impulsar esta campaña”.

Complementos alimenticios a base de lactasa para volver a disfrutar de los lácteos

La intolerancia a la lactosa es la sintomatología provocada por una deficiencia de la lactasa, una enzima producida por el intestino delgado y encargada de la absorción de la lactosa, un tipo de azúcar presente en la leche de los mamíferos y en muchos alimentos preparados. La deficiencia de lactasa es la deficiencia enzimática más frecuente en todo el mundo y en España podría afectar entre el 20 y el 40% de la población[1].

Los síntomas más comunes que indican una intolerancia a la lactosa son dolor e hinchazón abdominal, gases, náuseas, vómitos y diarrea. Suelen aparecer entre 15 minutos y 2 horas después de haber ingerido alimentos con lactosa y pueden remitir entre 3 y 6 horas más tarde. Al existir una alteración de las mucosas intestinales, también pueden producirse síntomas inespecíficos como abatimiento, cansancio, problemas cutáneos, falta de concentración, nerviosismo y trastornos del sueño.

El tratamiento sustitutivo de lactasa representa el principal avance de la última década en el tratamiento de la intolerancia a la lactosa, avalado por la European Food Safety Authority (EFSA). Consiste en la administración de un complemento alimenticio de la enzima lactasa, que permite al organismo asimilar la lactosa, evitando la aparición de los síntomas asociados. Debe tomarse justo antes de ingerir un alimento lácteo o cualquier otro alimento, medicamento, o plato elaborado que pueda contener lactosa en su composición.

Nutira® es un complemento alimenticio a base de lactasa que permite una buena digestión de los alimentos con lactosa. Disponible en formato comprimidos o cápsulas que ingeridos antes de las comidas ayudan a evitar los típicos síntomas de la intolerancia a la lactosa. Así, estas personas pueden volver a disfrutar de alimentos con lactosa y ampliar su dieta sin ningún problema.


[1] Fuente: Fundación Española del Aparato Digestivo (FEAD)

Comparte esta entrada:

Angileptol. Al diablo con el dolor de garganta.

Suscríbete a nuestro boletín

close

Apúntate a nuestro boletín

Recibe en tu correo los contenidos más relevantes sobre el sector: