Close Menu
Banc Sabadell

NO Mobile

Estás leyendo

Noticias | Una empresa española lanza el primer programa integral contra el acoso escolar

Compartir

Puntualsenna
Índice

El primer videojuego en español contra el acoso escolar está dirigido a niños de entre 6 y 11 años y su objetivo es educar en la empatía y el respeto para la prevención de conductas que se producen en torno a las situaciones de bullying o acoso escolar. Estará disponible online desde el 16 de febrero hasta el 16 de marzo para pre-reserva en la web www.monite.org. El escritor de literatura infantil Daniel Nesquens ha escrito la narrativa y el Centro de Innovación Urkide, especializado en pedagogía infantil, ha desarrollado las guías escolares de Monité. “Esta herramienta cuenta con el apoyo educativo de los padres y profesores para el afianzamiento de las enseñanzas recibidas a lo largo del juego, siendo el objetivo del mismo el aprendizaje de respuestas más adaptativas por parte de todos los posibles agentes implicados en las situaciones de bullying”, asegura Isabel Orbañanos, directora del centro.

 

 

Monité es un programa de continuidad. Así, este año se lanzará el primer videojuego que narra las aventuras del protagonista en el primero de los cuatro planetas Raining Planet. En las siguientes tres entregas Clown Planet, Indifferent Planet y Electro Planet se sigue trabajando en el aprendizaje de conductas contra el acoso escolar concretamente centrándose en el papel del espectador, el acosador, y en el ciberbullying. Por ello, Orbañanos incide en el valor del juego. “El niño está jugando y se implica más por ser un tema lúdico. Mientras se utiliza el sistema aprende a tomar decisiones sobre situaciones que puede encontrarse en la vida real y eso le ayuda a tener un patrón”, explica.

La ventaja que ve esta experta a Monité es la posibilidad de trabajar el acoso escolar desde todos los ámbitos de la comunidad educativa ya que “el bullying siempre está fuera del ojo del adulto. Suele ocurrir en una zona apartada del patio, en un cambio de clase, en el comedor, o incluso, a la salida del centro escolar. Pero en cuanto se detecta, toda la comunidad se implica. Para ello, debemos contar con el apoyo de los profesores, los padres y los mismos alumnos”, añade esta especialista.

El programa Monité trata de llegar a los niños a través de su lenguaje. “Con Monité aprenden de forma divertida, pero no por ello menos educativa a través de un videojuego en forma de historia. El hecho de jugar en niños es condición para que el aprendizaje sea realmente significativo porque ofrece unos beneficios incalculables. Por eso también Monité propone un cuaderno de manualidades junto al videojuego y a las guías, como forma de reforzar lo aprendido de forma más activa y creativa. “Nos da ocasión de actuar más eficazmente, además de poder prevenir, ya que se ofrecen los mismos valores y mensajes al niño en los contextos en los que convive más horas al día”, explica por su parte la psicopedagoga Carmen Pérez Lozano, directora de Proyecto3 Psicólogos. Además, las guías de atención individualizada “permiten a los profesionales y a los padres trabajar mejor el tema con los niños”, añade la experta.

 

Consecuencias del acoso escolar

El 40% de los niños españoles aseguran haber sufrido acoso escolar en algún momento de su vida, según datos de la ONG Save The Children en su reciente informe Acoso escolar y ciberacoso: propuestas para la acción. Además, esta entidad sin ánimo de lucro destaca que un 52% de los niños declararon haber observado alguna situación de bullying. Por otra parte, el informe Cisneros X. Violencia y acoso escolar en España, en el que se entrevistó a 25.000 alumnos de 2º de Primaria a 1º de Bachillerato de 14 comunidades autónomas,revela que uno de cada cuatro escolares españoles sufre algún tipo de violencia en las aulas.

El acoso escolar puede causar baja autoestima, actitudes pasivas, trastornos emocionales, ansiedad, depresión, problemas psicosomáticos e impulsar conductas autolesivas e incluso pensamientos y comportamientos suicidas tanto en las víctimas como en los agresores. Así lo afirma una revisión de estudios estadounidense publicada en el último número de la revista Pediatrics,  que indica que la participación en un episodio de acoso escolar propicia el aumento de ideas y comportamientos suicidas.  “El niño que sufre durante un tiempo prolongado acoso manifiesta cambios en su conducta, malestar emocional, inseguridad, deterioro de su autoestima, rechazo del colegio como un lugar no seguro, sentimientos de incapacidad o tristeza, falta de interés por sus actividades habituales, pérdida o aumento de peso, quejas psicosomáticas, y disminución del rendimiento y por ello posibilidad de fracaso escolar”, enumera Pérez Lozano.•

Comparte esta entrada:

Moskito Guard
Infarma

Suscríbete a nuestro boletín

close

Apúntate a nuestro boletín

Recibe en tu correo los contenidos más relevantes sobre el sector: