Close Menu
Ferring

NO Mobile

Estás leyendo

Dermofarmacia | Prevención y tratamiento de los efectos del sol en la piel

Compartir

Cetaphil_PRO_Oil_Control

La exposición a la radiación solar del cuerpo humano tiene efectos que pueden ser buenos para nuestra salud. Cuando son moderados, fisiológicamente ocurren cambios biológicos y bioquímicos en nuestro organismo que repercuten de manera positiva en nuestro metabolismo, incrementa los niveles de vitalidad, induce una sensación de bienestar, estimula los procesos circulatorios y metabólicos y propicia la formación de vitamina D. Así mismo, tiene efectos beneficiosos en algunas enfermedades como dermatitis, psoriasis o vitíligo (estimula la producción de melanocitos).

 

Aun así, el sol favorece la deshidratación de la piel, su envejecimiento prematuro y la aparición de manchas. En verano, lo que le conviene a esa piel es hidratación, regeneración y protección solar. La hidratación le proporcionará además de agua, suavidad y flexibilidad; la regeneración le dará fuerza y la protección solar las armas de defensa contra los efectos negativos del sol.

En la oficina de farmacia existen en la actualidad una gran variedad de cremas y sérums para mantener la hidratación, prevenir la aparición de manchas y su regeneración.

 

Hidratación

La hidratación es un patrimonio esencial de la piel que hay que conservar, cuidar y enriquecer continuamente para mantenerla suave y flexible por más tiempo. Es importante que al recomendar los productos para el cuidado diario, se tenga en cuenta el tipo de piel, es decir, si es mixta, grasa o seca y de esta forma buscar la textura que se adapte a cada necesidad.

Algunos de los ingredientes hidratantes que encontramos en los cosméticos son:

  • Factores de Hidratación Natural: conjunto de sustancias que por su capacidad de retener y absorber agua en el estrato córneo de la piel, evitan su pérdida consiguiendo una hidratación óptima.
  • Ácido Hialurónico: glucosaminoglicano componente del tejido dérmico que retiene el agua generando volumen y estimulando la síntesis de colágeno propio.
  • Polialcoholes: la glicerina, el propilenglicol, el sorbitol y el butilenglicol son humectantes más que hidratantes; sustancias que atrapan la humedad del medio ambiente y la retienen en la piel.
  • Urea: es un humectante con efecto queratolítico, es decir, elimina esas escamillas superficiales típicas de la piel seca.
  • Ácido láctico: hidrata activamente la capa córnea superficial de la piel, reorganizando la estructura de dicha capa en los casos en que ésta se halla alterada, evitando así la pérdida transepidérmica de agua.

Además de los hidratantes expuestos anteriormente, cabe mencionar también las sustancias nutritivas, emolientes y oclusivas, que evitan la pérdida de agua por vía transcutánea desarrollando un eficaz sistema barrera. Asimismo, mantienen el equilibrio hídrico.

Podemos encontrar en las farmacias las llamadas BB cream. Las siglas significan Blemish Balm (bálsamo antiimperfecciones). Se trata de un producto cosmético facial que tiene más de una función: corrigen las manchas, las arrugas, las imperfecciones, eliminan brillos, aportan luminosidad e hidratan con un toque de color.

Como novedad, también encontraremos un fotoprotector especialmente indicado para pieles tatuadas que además de protegerlas, mantiene la intensidad de los colores y la elasticidad de la piel.

 

 

Regeneración

Existen productos regeneradores de uso diario que ayudan a recuperar el equilibrio natural de la piel después de la exposición solar. Actúan regenerando las células y reparando el ADN celular, ayudando a prevenir los signos del envejecimiento y preparando la piel para una nueva exposición solar.

En las formulaciones de estos cosméticos reparadores encontramos

 

Vitaminas o sus precursores:

  • Pantenol: precursor de la Vitamina B5, componente natural de la piel. Incrementa la acción mitótica de la epidermis, estimula el crecimiento de los fibroblastos, facilita la síntesis de colágeno y de tejido conjuntivo en dermis.
  • Vitamina A: favorece la formación de colágeno y contribuye a la regeneración de la piel, aumentando la elasticidad.

 

Minerales:

  • Silicio Orgánico: reafirmante, estimula la síntesis de colágeno y la proliferación de los fibroblastos, responsables de la síntesis de las fibras de sostén. Su actividad antiglicación protege a las proteínas de la pérdida de elasticidad.

 

Proteínas

  • Elastina: previene y contrarresta la pérdida de elasticidad, pues activa la regeneración de nuevas fibras elásticas.
  • Colágeno: parcialmente hidrolizado para favorecer su penetración en la piel, tiene un alto potencial para retener agua, ayuda a incrementar la hidratación y mejora la textura cutánea. Estimula la síntesis de proteínas, retrasa el envejecimiento cutáneo y posee un efecto tensor inmediato.

 

Enzimas:

  • Fotoliasa:se extrae de las algas y contribuye a la regeneración del ADN de las células dañadas por el sol y potencia los mecanismos de defensa de la piel.
    • Derivados del ácido Jasmónico: alisan y atenúan arrugas porque estimulan la renovación celular, aumentan el volumen de la epidermis, rellenan estrato córneo y redensifican la piel, y además estimula la formación del propio colágeno tipo 1 y glicosaminoglicanos (GAGs).

 

Ingredientes naturales:

  • Aloe vera: hidratante, epitelizante y regenerador que estimula el crecimiento celular.
  • Aceite de semillas de granada:estimula la renovación celular y regenera la piel, retardando los signos del envejecimiento cutáneo. Protege la piel del desecamiento y mejora la elasticidad.
  • Extracto de Manzanilla: por su contenido en alfa-bisabolol, flavonoides, mucílagos y vitamina C es calmante, suavizante y antioxidante.
  • Aceite de Caléndula: Regenerador celular, indicado para las pieles más sensibles, dañadas o quemadas por el sol. Se utiliza también para reducir la inflamación, infecciones leves, erupciones o irritaciones superficiales.
  • Aceite de Lavanda: tiene propiedades acondicionadoras de la piel, efecto calmante y balsámico y antiséptico natural.
  • Aceite de Romero: ayuda a reforzar la piel y posee propiedades calmantes naturales.
  • Aceite de rosa mosqueta: suelevado contenido en ácidos grasos linoleico y linolénico y otros antioxidantes activa la reparación de los tejidos cutáneos y el crecimiento celular, favoreciendo el tratamiento de cicatrices, quemaduras, arrugas, descamaciones y manchas.
  • Artemia Salina: es un extracto de plancton que incrementa la resistencia de la piel frente a las radiaciones UV y al estrés calórico corporal (basado en test in vivo), protege el colágeno y fibras de la piel del daño de la radiación solar.
    • Células madre de origen vegetal: son la última tendencia en cosmética. Provienen de diferentes fuentes, tales como la cáscara de la uva, embriones vegetales del manzano o de algas. Se trata principalmente de sustancias extraídas de células madre de origen vegetal ricas en polifenoles tales como el Resveratrol y Luteolina, o péptidos transformados o sintetizados por tecnología de ADN recombinante capaces de activar la síntesis de las Sirtuinas, consideradas reguladoras universales del envejecimiento de todos los organismos vivos.


Prevención de manchas

Para evitar la aparición de las manchas es conveniente el uso de cremas con un índice de fotoprotección elevado durante todo el año, pero en los últimos años se están incorporando ingredientes cuya función es disminuir la producción de melanina:

Posee además un efecto protector ayudando a prevenir las pigmentaciones causadas por la exposición solar excesiva.

-Ácido kójico: 4%. Actúa ejerciendo un efecto inhibidor sobre la síntesis de melanina.

-Ácido salicílico: 1,5 %. Acelera la renovación celular y favorece la eliminación de la melanina acumulada en las capas superiores de la epidermis. Favorece la penetración de los agentes despigmentantes, potenciando su acción.

 

Tratamientos despigmentantes

Los tratamientos despigmentantes se recomiendan una vez finalizado el verano, pues aunque reducen mucho las manchas, al mismo tiempo debilitan las defensas de la piel frente al sol, acentuando las manchas más si cabe por el efecto rebote, y al final del verano, el resultado pueden ser manchas más oscuras que al principio de temporada, por lo que es importante adelantarse y evitar su aparición.

  • Hidroquinona: produce despigmentación reversible de la piel al inhibir la oxidación enzimática de tirosina. La aplicación tópica de hidroquinona evita la síntesis de melanina. La exposición a los rayos solares reduce el efecto despigmentante de la hidroquinona y causará efecto rebote: repigmentación. Debido a su potencial mutagénico, la hidroquinona está prohibida en productos cosméticos.
  • Hidroxiácidos (AHAs, BHAs): son ácidos frutales que pulen la piel, eliminando su capa superficial: la piel se descama, dando lugar a una epidermis nueva y con las manchas suavizadas. Los componen de los siguientes ácidos:

    • Ácido cítrico: Se extrae del limón, naranja, ananás, etc.
    • Ácido glicólico: Se extrae de la caña de azúcar.
    • Ácido málico: Se obtiene de las manzanas verdes.
    • Ácido láctico: Se encuentra en la malta y en el reino animal en la leche agria.
    • Ácido tartárico: Extraído de las uvas.
    • Ácido mandélico: Se obtiene de las almendras dulces.
    • Ácido salicílico: obtenido de la corteza de sauce.
    • Ácido kójico: obtenido de la fermentación del arroz por hongos del género Aspergillus y Penicillum. Es un potente despigmentante. Esta acción es debida a la capacidad de disminución de la formación de melanina al inhibir la tirosinasa. También tiene la propiedad de quelar iones cobre y hierro e inducir la reducción de eumelanina y de su monómero precursor clave en células hiperpigmentadas.
    • Arbutina: es un glicósido inhibidor de la tirosinasa procedente de la Gayuba o Uva ursi. Se encuentra dentro de los despigmentantes de mayor efectividad y menor agresividad.
    • Ácido elágico: polifenol natural de plantas con acción despigmentante por su efecto supresor de la actividad de la tirosinasa a nivel de los melanocitos. Posee además un efecto protector ayudando a prevenir las pigmentaciones causadas por la exposición solar excesiva.
    • Ácido fítico: se extrae de semillas de distintos cereales, como el arroz, la avena y el maíz. Posee la ventaja de presentar propiedades antioxidantes, por lo que se utiliza como despigmentante y antiedad asociado a otros agentes como el ácido glicólico, atenuando las manchas y los signos de envejecimiento cutáneo. Su acción se produce por inhibición de la enzima tirosinasa, involucrada en el proceso de melanogénesis, a través de la quelación de iones cobre.
    • Ácido azelaico: es un inhibidor de la tirosinasa, antiséptico e inhibidor de la alfa reductasa, por eso se aplica también en el tratamiento del acné. Su efectividad como despigmentante se limita a las manchas hiperpigmentadas, ya que no modifica la intensidad del color de la piel normal.
    • Ácido ferúlico:es un compuesto fenólico con propiedades antioxidantes, antirradicales libres, protector frente a la radiación UV y quelante de metales. Su mecanismo de acción incluye, por un lado, la inhibición de la tirosinasa y la quelación del cobre en los melanocitos (por estos dos mecanismos se reduce la síntesis de melanina), y por otro lado acelera la descamación de la capa córnea, eliminando los restos de pigmentación presentes.
      • Ascorbil fosfato de sodio liposomal (AFS): presenta efectos inhibidores en relación con la biosíntesis de la melanina, actuando a través de la captación de oxígeno a nivel del melanosoma e impide la reacción de oxidación de la tirosina en dopaquinona.
      • Emblica: es un agente que a bajas concentraciones aclara naturalmente la piel y reduce la pigmentación inducida por radiación ultravioleta, es una alternativa segura y eficaz.
      • Genisteína (isofiavonas de soja): regula la formación de los pigmentos que están presentes en las manchas cutáneas que aparecen en la edad adulta (léntigo senil) en las zonas fotoexpuestas.
      • Extracto de mastuerzo: antioxidante que inhibe la acumulación de lipofuscina, sustancia que con la inflamación también se encuentra en las manchas oscuras en la piel, gracias a la activación de los proteosomas, que es el sistema de limpieza de las propias células, encargado de degradar las proteínas oxidadas.
      • Fenil resorcinol: actúa por inhibición de la enzima tirosinasa, que cataliza las primeras etapas de síntesis de melanina. Estudios in vitro muestran que el feniletil resorcinol inhibe la tirosinasa 22 veces más eficazmente que los productos comunes despigmentantes.


 Aunque la utilización de los productos cosméticos ayudarán a preparar y mejorar el estado de la piel ante la exposición solar, nunca debemos olvidar las recomendaciones básicas para minimizar los efectos nocivos de éste.

  • Mantener una dieta equilibrada rica en frutas y verduras e ingerir 2 litros de agua diariamente.
  • Evitar la exposición al sol durante las horas de más intensidad.
  • Aplicar el fotoprotector adecuado al fototipo de piel, en cantidad suficiente, 30 minutos antes de la exposición y renovar cada 2-3 horas.•

 

Montserrat Figueras

Farmacéutica comunitaria

 

Efectos del sol: Aumenta la venta de despigmentantes
y decrece la de productos hidratantes

Con la época estival llegan las largas exposiciones de la piel al sol, por lo que hay que tener un especial cuidado en protegerla adecuadamente, sobre todo para que no esté deshidratada, prevenir el envejecimiento prematuro y también la aparición de manchas, que son algunos de los efectos negativos más frecuentes que se producen.

La hidratación es esencial para la epidermis. Durante el periodo acumulado abril 2012-abril 2013 las españolas compraron 3,17 millones de productos destinados a hidratar la piel, por los que la industria facturó 52 millones de euros dentro del canal farmacia. Estos resultados implican una bajada del 9,1% en unidades vendidas con respecto al periodo anterior, y del 6,1% en valor.

Beiersdorf fue el laboratorio que acaparó la mayor cuota de mercado tanto en ventas -llegando al 18% en volumen con 570.000 unidades vendidas-, como en valor -con el  20% del total que se tradujo en 10,44 millones de euros-. Le siguen en el ranking Isdin, Neutrógena, Reckitt Benckisser y Laboratorios Leti.

 

Con respecto a los despigmentantes específicos para manchas solares, se vendieron 465.000 productos y se obtuvieron 12,87 millones de euros. Unos resultados muy positivos, ya que implican un aumento del 11,3% en valor y del 5% en volumen con respecto al pasado ejercicio.

Por laboratorios, Caudalie alcanzó el primer puesto en facturación con 1,45 millones de euros y un 11,3% de cuota de mercado, llegando al 7,6% de cuota en volumen con 35.000 unidades vendidas. Pero si se atiende al número de artículos despachados, fue Laboratorios Viñas quien obtuvo la primera posición con un 12,7% de cuota de mercado, lo que implica un total de 59.000 artículos vendidos por 1,19 millones de euros. Les siguen IFC, Martitor y La Roche Posay.

Por supuesto tampoco hay que olvidar los productos específicos tanto para tomar el sol como las cremas aftersun para que la piel recupere su equilibrio. Teniendo en cuenta las cremas solares, los pre-sun y los activadores de pigmentos y los after-sun, en el TAM febrero 2012-2013 se vendieron en España 8,11 millones de productos que generaron 134,3 millones de euros (Más información: Revista Acofar 524. Página 24). •

Comparte esta entrada:

Angileptol. Al diablo con el dolor de garganta.

Suscríbete a nuestro boletín

close

Apúntate a nuestro boletín

Recibe en tu correo los contenidos más relevantes sobre el sector: